centre d'interpretación de 'els tres tombs'
mmaa joanmileliremònicamartínezarquitectes
Back
Next
2012 - 2014 - en fase de obra
autores_joan milelire - miquel alonso
cliente_ajuntament de barcelona - BIM/SA
cálculo estructura_ jordi bernuz
mediciones y asesoría técnica_tècnicsg3
instalaciones_ tdi_enginyers
colaboradoras_mònica martínez - laia ballart

Can Fontanet es una antigua cuadra de 1917, situada en la calle Parellada, 25, en el distrito de Sant Andreu, integrada en el entorno del recinto industrial de la antigua fábrica "Fabra i Coats", y que se ha incluido en la MPGM que regula este conjunto, dentro del cual es llamado edificio "E".

La construcción es una nave diáfana, sensiblemente rectangular en planta, de unos 12m de ancho y una profundidad media de unos 19m, orientada en el eje norte-sur aproximadamente. Anteriormente disponía de un altillo de madera que actualmente no existe, longitudinal y tangente a la medianera oeste, y que servía como almacén para la paja que comían los caballos, al tiempo que definía el espacio controlado por los caballos. La superficie construida de la nave es de 229,90 m2, y es edificada sobre un suelo de 304m2, que ocupa parcialmente.

El entorno presenta diferencias topográficas en el perímetro del edificio, con una cota más baja en la fachada de la calle Parellada y más alta en la medianera norte, siendo el desnivel máximo de 1,70m aproximadamente, de manera que una parte de los cerramientos verticales también trabaja como muro de contención. Este entorno se encuentra parcialmente urbanizado y contiene todos los servicios. La actuación en el conjunto Fabra i Coats incluye un proyecto de urbanización completa, pendiente de ejecutar y sin plazos establecidos.

Este espacio históricamente se utilizaba como cuadra junto al edificio de planta baja que hay al otro lado de la calle Parellada, en el tramo hasta la calle Virgili.
Desde hace unos años se utiliza como almacén y espacio de apoyo para la Fiesta de 'els 3 Tombs', muy característica del Barrio de Sant Andreu.

El proyecto parte de las siguientes premisas:

- Las que marcan el programa funcional (que requiere de más superficie de techo)
- La existencia de un espacio intersticial desocupado y edificable entre el edificio E y F
- El hecho de que todos los demás edificios del complejo de la Fabra i Coats miran hacia la plaza interior
- Los requerimientos normativos sobre las salidas del edificio en caso de emergencia.

Estas premisas definen el punto de partida de la propuesta que se materializa en la aparición de un nuevo cuerpo anexo en Can Fontanet que la enlaza con el edificio F, resolviendo la medianera existente hacia el lado de la plaza interior de la Fabra i Coats, y generando el acceso de visitantes en la proximidad y compartiendo itinerario, con lo que será el acceso a la futura plaza de la Fabra i Coats. Este cuerpo será el vestíbulo para los visitantes en el edificio, aunque éste seguirá conservando la entrada por la calle Parellada, que será la fachada de entrada y salida de carruajes y caballos.

El interior de la nave mantendrá en términos generales el aspecto constructivamente esencial que ahora expone: cierres de ladrillo visto, cerchas, subestructura y tejas en su aspecto original, permitiendo que el espacio pueda llegar a ventilar entre las juntas entre teja y teja de la propia cubierta.

En las dos crujías más alejadas de la calle Parellada se ubicará el grueso de la nueva intervención, proyectándose este ámbito hasta la franja intersticial entre Can Fontanet y el edificio F dando como fruto el nuevo cuerpo - vestíbulo antes mencionado. Este ámbito, en el interior de la nave, estará compuesto por planta baja y altillo. En la planta baja se ubican los boxes para los caballos y en el altillo del espacio para exposiciones y audiovisuales. La comunicación se producirá por la banda izquierda de este ámbito. Dado que el nuevo acceso estará situado a un nivel intermedio entre la cota de la planta baja y la del altillo sólo habrá que subir o bajar desde allí un tramo de escalera. En esta zona de comunicaciones se encontrará, además, un elevador para personas con movilidad reducida y un baño adaptado que tendrá su acceso desde el vestíbulo.

El vestíbulo será un espacio diáfano y acristalado, permitiendo la visión desde el exterior del edificio en el interior y al mismo tiempo en el patio ajardinado que quedará fruto de la no ocupación de toda la franja intersticial. Será el espacio de recepción de visitantes y primeras explicaciones y tendrá una cierta conectividad visual con el interior de la nave.

De nuevo en el interior de la nave, el espacio no ocupado por la nueva intervención se utilizará para la exposición de cinco de los carros que son propiedades de la asociación de los Tres Tombs.

A nivel de planta baja, un pequeño espacio anexo ocupa nuevamente la franja intersticial, para dar servicio al edificio en cuanto a limpieza y gestión de residuos. Esta intervención no será aparente desde la calle, y se leerá como una terraza elevada desde el nuevo patio.

Las medianeras existentes sufrirán transformaciones en el número y tamaño de sus aberturas, para dignificarlas como fachadas que se convierten, y ajustarse a los requerimientos espaciales y lumínicos del nuevo uso.
equipamientos y locales comerciales
locales comerciales